martes, 6 de diciembre de 2016

¡Hoy he tenido un día fantástico!

Queridos lectores:
Aquí estamos finalmente en la cabaña en las montañas de Murau.
El lugar es precioso: hay muchísimas vacas, hay un bosque en la montaña, hay pocas casas y no hay gente. Estamos solamente los estudiantes y profes de grado 9 del Colegio Internacional de Viena.

La cabaña está lejos del pueblo y también lejos del hostal. La vista es maravillosa: hay un lago abajo, hay muchas montañas alrededor y hay un sol enorme. No hace frio, no hay nubes, el clima es perfecto.
Pero la cabaña no tiene electricidad para cargar los teléfonos móviles y sólo hay dos baños para todos...
¡Qué experiencia!
Hoy hemos salido del hostal a las diez de la mañana y ¡ hemos caminado por 9 horas y media!
Los chicos han organizado el camino en diferentes grupos. Así que hemos encontrado el camino sin problema. Pero algunos estudiantes han tenido dolor en las piernas o en la espalda.
Hemos caminado mucho mucho mucho.

Al mediodía, hemos hecho una pausa para almorzar. Hemos comido bocadillos con la comida en nuestras mochilas.

Por la tarde, hemos visto vacas y hemos hablado y cantado al mismo tiempo que caminamos.
Para el grupo de tutoría (Homeroom) ha sido muy bueno porque hemos compartido momentos duros y siempre siempre todos han sido muy solidarios y siempre hemos reído mucho.

Por la noche, los chicos han preparado la cena. Ha sido divertido:



Estoy muy cansada, sí, me duelen las piernas y los chicos no quieren ir a dormir...
Algunos estudiantes están fuera de la cabaña en las bolsas de dormir. Yo duermo dentro de la cabaña, ¡hace mucho frio!

Creo que ha sido un día fantástico y que esta experiencia es inolvidable para todos nosotros: hemos estado con amigos, en un lugar precioso y nos hemos reído muchísimo!
¡Hasta mañana a todos!